Solsticio de verano: la energía de un nuevo comienzo

Solsticio de verano.- Todos los años en la tierra ocurre un movimiento girando en la eclíptica, sin embargo, es gracias al sol que podemos observar realmente el cambio que esto produce. Por 3 días, el astro rey se encuentra en su máximo zenit, regalándonos fuerza y llenándonos de su poderosa energía.

El solsticio de verano, regularmente tiene lugar entre el 20 y 21 de junio en el hemisferio norte, lo que sugiere un momento para aprovechar la energía y llevar todos los aprendizajes del ciclo anterior a este. Luego de tres días es cuando el cambio en la tierra comienza a ser notorio y coincide con la festividad que el cristianismo ha calendarizado para San Juan.

Durante la noche del solsticio de verano se pueden llevar a cabo poderosos rituales aprovechando su energía y los dos principales elementos son el agua y el fuego. Este último nos ayuda a formar un carácter y a llenarnos de fuerza y coraje, nos bendice eclosionando las semillas y madurando los vegetales.

Por otro lado, el agua simboliza la vida misma, asegurándonos la continuación de la existencia y a su vez, bendiciendo el nuevo comienzo que este cambio significa.

Celebración de divinidades en el solsticio de verano

Antiguamente, se celebraban algunas diosas durante este tiempo de transición, en la antigua creta, además se marcaba el comienzo de un nuevo año. Una de las divinidades más antiguas es la Potnia Theron, a quien representaban como la Madre Naturaleza.

En la religión celta también se le rendía culto a una diosa durante el solsticio de verano, Aine tiene la capacidad de forjar un carácter fuerte con base en las adversidades que se presentan. La energía de esta Diosa nos ayuda a atraer el amor a nuestras vidas, así como prosperidad y abundancia.

Tradiciones del solsticio de verano

Este mes es una época en la que la naturaleza nos bendice con sus efectos, pues los campos se llenan de flores y las propiedades de estas se hacen evidentes. Según la tradición, el tiempo perfecto para recolectar algunas flores como el helecho, el laurel, la rosa, el hinojo y algunas otras plantas mágicas es el 23 de junio durante el atardecer.

También existen algunos rituales que tratan de aprovechar la energía del solsticio de verano para lograr diferentes objetivos. Por ejemplo, si lo que estás buscando es asegurar tu salud para el próximo año lo que debes hacer es sumergirte en el agua y las mujeres que quieran embarazarse deben saltar 9 olas de espalda.

Las hadas se hacen presentes con la llegada del solsticio y se pasean por la tierra, cantando y bailando toda la noche. Además de esto, es común llevar a cabo rituales para el amor y la abundancia en esta época, pues la energía propicia un buen resultado.

Lee también:

¡Sígueme en mis redes sociales!

Relacionado

Pasar por debajo de una escalera y sus implicaciones energéticas

Como ya te he comentado en muchas otras ocasiones,...

Enseña a tus niños a meditar ¡y verás los beneficios!

Enseñar a sus niños a meditar es crucial si...

Horóscopo Wuykü: del Tibet para el mundo

El horóscopo wuykü es un oráculo tibetano. Es de...

El poderoso mensaje del mago en el tarot egipcio

En esta ocasión quiero contarte un poco acerca del...

Martes 13: una fecha con muchos mitos

El martes 13 es una fecha llena de simbolismos...